RECUERDAN EL VERGONZOSO CASO LEBORGNE

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

RECUERDAN EL VERGONZOSO CASO LEBORGNE

Mensaje  VOLTAIRE el Lun Mar 30, 2009 9:06 pm

La frontera permeable entre la medicina y el negocio médico



El caso Leborgne


Una comisión parlamentaria convocó a la Ministra de Salud Pública María Julia Muñoz a hacerse presente en el Parlamento para dar las explicaciones sobre la polémica destitución del ex director del Instituto de Radioterapia del Hospital Pereyra Rossell el doctor José Leborgne.



El diputado de la Lista 15 Daniel Bianchi solicitó esta semana la presencia de la Secretaria de Estado para que explique ante la Cámara de Diputados las razones que motivaron la destitución de Leborgne y su sustitución por la doctora Blanca Tasende quien fuera empleada de la empresa COR (Centro de Oncología y Radioterapia) propiedad de la familia Vázquez.

Además el diputado subrayó que en un principio la ministra había destacado la actuación profesional de Leborgne y luego de la destitución reclamó que se investigue su gestión de 10 años al frente del Instituto de Radioterapia.

Por su parte desde el Partido Nacional se ha criticado la actitud del Ministerio de Salud Pública ya que se afirma que no quedan claros los motivos

Según manifestaciones del diputado Miguel Asqueta del Partido Nacional publicadas en el matutino El País este tema trasciende los temas de salud, “No quisiera pensar que esto es así porque se está frente a intereses de empresas” afirmó el legislador.

Gandini cuestiona al presidente Vázquez por el tema



En declaraciones a Trato Hecho el diputado Jorge Gandini del Partido Nacional expresó: que “este es un capítulo más en la lucha de los empresariados médicos por el posicionamiento comercial en el sector de la tecnología médica. Y en el acceso a clientes en el ámbito público y privado en condiciones de exclusividad y si es posible monopólicas. Una embestida del “Grupo Vázquez” por quedarse con el mercado. Se inscribe dentro de esto el contrato que su clínica tiene con el CASMU , con la Asociación Española y se circunscribe conjuntamente con la ubicación de sus socios o profesionales de su confianza en puestos claves.

Leborgne es su competidor y fue víctima de esa lucha por poder económico”

Al ser interrogado acerca de las supuestas irregularidades que se podrían haber cometido en el Instituto de radioterapia del Hospital Pereyra Rossell el diputado nacionalista contestó: “La ministra cumplió con su pedido de arriba que cayó muy mal en el sistema político y en la comunidad medica, para salvar a Vázquez se hizo responsable del nombramiento y ahora no sabe como salir del tema. Sube la apuesta con la investigación y no hace otra cosa que complicarse más.”

Al referirse concretamente a la destitución de Leborgne aseguró: “Lo único que debe hacer la ministra es por qué razón destituyó a Leborgne y puso a alguien con mucho menos mérito técnico. El país se privó de un gran científico porque su presencia allí molestaba a alguien.”

Para Gallo lo mejor son los concursos

El diputado de Asamblea Uruguay Luis Gallo afirmó que deberían realizarse concursos para los cargos como el que ocupaba el doctor José Leborgne,, “debe darse un mensaje claro que las designaciones son transitorias hasta que haya concurso” afirmó.

Mientras tanto el diputado del MPP Alvaro Vega dijo que está dispuesto a acompañar cualquier investigación que se solicite “porque es un derecho e la oposición”.

Desde el seno del propio partido de gobierno han surgido voces de disconformidad con la remoción del médico elespectador.com publicó el martes una nota donde se atribuye a fuentes de la coalisión de gobierno los siguientes dichos:“los Leborgne son gente seria, que ha trabajado bien, reconocida a nivel internacional y no les parece que la decisión de la ministra sea justificada”, la fuente no fue revelada. También dijeron que no les gustó la resolución de Muñoz, porque fue inconsulta y además señalan que el argumento que maneja la ministra no es claro.

Por otro lado Fernández Galeano al ser entrevistado por El Espectador subrayó que los cambios procesados recientemente en Radiología del Pereira no tienen vinculación con las denuncias que ahora se proponen investigar.

“El cambio de las responsabilidades en el Instituto de Radiología en el Pereira Rossell respondía a cambios que se han hecho en toda la estructura del Ministerio de Salud Pública. Una vez que esos cambios se promovieron, hubo de parte de distintas personas (no una ni dos sino un número importante) que aportaron denuncias que las vamos a poner en consideración seguramente del Parlamento a los efectos de que se haga la investigación. Pero no hay una relación de causalidad entre las denuncias que hoy aparecen al doctor Leborgne y la remoción de su responsabilidad”, aseguró.

Intervención del Sindicato Médico

El médico cesado busca apoyo en su gremio para contraatacar al gobierno y se reflotan denuncias sobre la nueva jerarca de Radioterapia del Pereira Rossell.

A su vez, Leborgne dijo a Búsqueda que el presidente Tabaré Vázquez se equivocó en este tema y que presentará su caso ante el Consejo Arbitral del Sindicato Médico del Uruguay (SMU) para que determine si fue difamado por el gobierno.

José Honorio Leborgne afirmó al semanario Búsqueda en su edición de ayer:
“Vázquez se equivocó. Es mucho el poder de un presidente de la República. (...) En otras épocas uno mandaba a los padrinos”

El médico de basta trayectoria y que fuera objeto de una defensa inmediata luego de conocerse su destitución por parte del presidente de la Academia Nacional de Medicina doctor Raúl Praderi afirmó que el Sindicato Médico deberá arbitrar en este caso:

“Para que mis pares juzguen mis dichos y los dichos de mis pares que en este momento ocupan cargos importantes de gobierno”

Leborgne fue cesado en su cargo en los últimos días por el Ministerio de Salud Pública y sustituido por la doctora Blanca Tasende, es empleada del Centro de Oncología y Radioterapia (COR), una clínica privada que hasta hace unos meses era propiedad del presidente Vázquez. El mandatario cedió las acciones que le pertenecían a su hijo Alvaro Vázquez antes de asumir la Presidencia.

El oncólogo dijo también que fue “manoseado” por la actual administración e instó tanto a Muñoz como a Vázquez a probar las acusaciones sobre 'presuntas irregularidades cometidas dentro del Instituto durante su gestión y la de su hermano, Félix Leborgne.

Al ser consultado por el periodista de Búsqueda acerca de la forma que e´l había ingresado a Salud Pública el doctor Leborgne fue muy claro y contundente y afirmó:

“Yo pedí en el Hospital Pereira Rossell mi actuación firmada que especifica que yo ingresé a los cargos que ocupé por concurso de oposición y méritos. Además, hay una confusión y una difamación con respecto a los cargos de confianza. Cuando actualicé hace unos diez años el servicio de radiología de adultos, que lo re-equipé, me encargaron la dirección, pero no el Poder Ejecutivo sino la dirección del Hospital. Yo trabajaba ahí como jefe del Servicio de Radiología y como médico del Instituto, que funcionan en el mismo edificio. Toda la policlínica de diagnóstico precoz del cáncer de mama, donde se descubrió la mamografía y por lo que muchísimas personas del mundo vinieron a estudiar con nosotros, estaba bajo mi órbita como jefe del servicio de radio. Pero además como era el más viejo después de mi hermano que era el director del todo el Instituto, cuando él se iba de vacaciones me dejaba a mí. Si por alguna razón no íbamos los dos, como una vez nos fuimos a Boston a presentar un trabajo de investigación, dejamos a la tercera persona más antigua encargada del servicio. No era hermana de nadie pero era la persona que correspondía. Quienes dijeron que yo no tenía ningún concurso pueden ver el documento que yo pedí en el Pereira.”

Al ser consultado por Búsqueda sobre si era cierto que su designación databa del 28 de febrero el último día del madato del doctor Batlle Leborgne aseguró:

“...se dijo que yo estaba puesto a dedo entre pitos y medias noches por el presidente Batlle. En primer lugar, la resolución que me nombra a mí encargado del Instituto está fechada el 2 de febrero y no el 28 como se dijo y eso consta en el documento de revocación de esa designación que me fue entregado el lunes 30. Mi nombramiento coincide con la licencia de mi hermano, de la que él ya no volvía porque entraba en jubilación. Coincide con eso. Las cosas en el hospital se manejan haciendo confianza porque uno hace 40 o 50 años que trabaja ahí con la misma gente.”

Al hablar acerca de los negocios médicos y su vinculación a los servicios que brinda el Pereyra Rossell el doctor Leborgne explicó: “Nosotros nunca nos hemos presentado a ninguna licitación pública para evitar justamente la conjunción del interés público con el privado. No tenemos un solo servicio público a nuestro cargo en la clínica privada. Los pacientes de Salud Pública que atendimos en la clínica fueron gratuitamente y tengo todos los registros. La ministra y el presidente tendrán que probar que nos enriquecimos con ese sistema.”

“Es como dijo mi hermano: hemos estado 30 años pero no pudimos soportar tres meses. No tengo más comentarios para hacer. Los comentarios son de cada uno, que pensará lo que crea conveniente.”

Llegaron los cuestionamientos a la doctora Tasende

La nueva jerarca del Instituto de Radioterapia del Hospital Pereyra Rossell Blanca Tasende según la edición de la víspera de El Observador encabezaba clínica clausurada

Se afirmó además que fue cuestionada junto a otros profesionales por el Parlamento en el año 2001

La doctora fue duramente cuestionada por el Parlamento junto a otros profesionales cuando en el año 2001 varias clínicas de radioterapia fueron clausuradas por tener equipos obsoletos. La remoción de Leborgne motivó un planteo político y un pedido de explicaciones de la oposición, sobre todo porque Tasende es una ex funcionaria de la clínica COR, fundada por el presidente Tabaré Vázquez a cuyo frente está hoy uno de sus hijos, Alvaro Vázquez. Además, Leborgne es el competidor de COR en el terreno de la radioterapia a nivel privado.

La muerte nuclear un libro revelador

En un libro sobre la radioterapia en Uruguay llamado La muerte nuclear, editado a comienzos del año pasado, el autor, Francisco González, recuerda que Tasende “figuraba como titular” de una clínica que fue clausurada en el departamento de Colonia. El libro se refiere a Tasende como “la mano derecha de (Tabaré) Vázquez en (la clínica) COR”. Cuando se conoció la clausura de las clínicas el asunto fue abordado por el Parlamento. Según consta en las actas legislativas, el diputado colorado Alejo Fernández Chávez dijo en esa ocasión que con los equipos inhabilitados “tiene que haber habido tratamientos inadecuados”. Sostuvo que “los profesionales que dirigían los aparatos debían saber que no estaban brindando el servicio adecuado y eso es una responsabilidad”. Fernández Chávez dijo no entender cómo “no se tomaron medidas contra esos profesionales”.



Santini. El libro también menciona a Alejandro Santini, recientemente removido por el actual gobierno de la dirección del servicio de radioterapia del Instituto de Oncología. En su lugar fue nombrado el médico Pedro Kasdorf, socio de Vázquez en la clínica COR.

Ese mismo libro se asegura que la empresa COR firmó un contrato de exclusividad con el Casmu –la mayor mutualista del país– hubo algunos profesionales que cuestionaron ese convenio porque se estaba generando “casi un monopolio de la atención radioerapéutica nacional” en beneficio de COR.

El convenio comercial entre COR y el Casmu “fue denunciado por jóvenes oncólogos independientes y por algunos otros, que señalaron que el Centro de Asistencia del Sindicato Médico del Uruguay debía tener su propio centro y no tercerizar, y menos haber otorgado la exclusividad como lo hicieron”, dice la publicación.

VOLTAIRE

Cantidad de envíos: 981
Fecha de inscripción: 02/12/2007

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.